la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

sábado, 25 de marzo de 2017

“Manolo Lozano”recibe el reconocimiento de la Tertulia de los Amigos del Conde de Colombí.



Don Manuel Lozano Martín, “Manolo Lozano” en los ambientes taurinos, recibe el reconocimiento de la Tertulia de los Amigos del Conde de Colombí.

Madrid, 24/03/2017
Durante la reunión celebrada en la sede de la Tertulia, el castizo restaurante madrileño “Casa Ciriaco”, y durante un fraternal almuerzo se rindió un merecido y emotivo homenaje a don Manuel Lozano Martín, que ha dedicado toda su vida al mundo del toro en todas sus facetas: Ganadero porque su abuelo don Manuel Martín Alonso, tuvo la ganadería al Duque de Veragua hasta que la vendió a don Juan Pedro Domecq; torero porque llegó a tomar la alternativa, empresario porque gestionó numerosas plazas de España y América y apoderado porque llevó la carrera de innumerables toreros (Gabriel de la Casa, Roberto Domínguez, Ortega Cano como ejemplos por no hacer muy extensa la lista). 

Rafael Campos de España y Marcili glosa a Manolo Lozano ante su esposa Jimena, y Felipe Díaz Murillo

Don Manuel llegó acompañado de su encantadora esposa Jimena y se vio rodeado de los contertulios habituales y muchos amigos que quisieron estar presentes en el homenaje.

Tras unas breves palabras sobre el homenajeado y su trayectoria del Presidente de la Tertulia don Felipe Díaz Murillo y del secretario Julián Agulla, muchos de los asistentes tomaron la palabra para dirigirse con sentimiento a Manolo Lozano, destacar las intervenciones de don Alfredo Amestoy, don Rafael Campos de España, don Vidal Pérez Herrero y Federico Sáenz de Santa María que transmitió también palabras de cariño de toda su familia colombiana, los fundadores de la plaza de Bogotá y ganaderos de “Mondoñedo”.

Alfredo Amestoy al micrófono, Manolo Lozano 
Felipe Díaz Murillo

Una vez concluidas las intervenciones, don Felipe Díaz Murillo, impuso a don Manuel Lozano Martín el “Madroño de Albero”, emblema y distintivo de la Tertulia. 

Cerró el acto el homenajeado que agradeció todas las muestras de amistad y cariño y las hizo extensivas en el recuerdo a todos los que le ayudaron en su larga trayectoria.

Concluyó el homenaje con la firma de don Manuel Lozano Martín, “Manolo Lozano” en el Libro de Honor de la Tertulia.

Julián Agulla y Manolo Lozano

El lado oscuro del indulto




Con la generalización del indulto, nos acercamos a la llamada "Fiesta incruenta", es decir, a una corrida de toros "light", adulterada, con menos sangre, menos muerte y menos dureza. De cara a la sociedad, el indulto sirve para demostrar que "el aficionado es buena gente" porque ama al toro, y de hecho, le perdona la vida. También aligera ese pesado complejo de que el aficionado a los toros tiene instintos violentos o sanguinarios.


El lado oscuro del indulto

Hemos comenzado la temporada 2017 con una fuerte corriente "indultadora". En apenas una semana, se le ha perdonado la vida a un toro en Illescas (por decisión unilateral de su teórico matador, José María Manzanares) y otro en Valencia, plaza de primera categoría. De entre la algarabía, además del pañuelo naranja, asoma otra cuestión más oscura que merece la reflexión del aficionado.

En los últimos años, estamos convirtiendo el indulto en algo ordinario, cuando siempre ha sido un hecho extraordinario. ¿Cuáles son los motivos que subyacen tras esta tendencia de perdonarle la vida a cualquier toro bravo, o semibravo, que salta a un ruedo? Algunos complejos, una justificación social y cierta mentalidad infantil. Con la generalización del indulto, nos acercamos a la llamada "Fiesta incruenta", es decir, a una corrida de toros "light", adulterada, con menos sangre, menos muerte y menos dureza. De cara a la sociedad, el indulto sirve para demostrar que "el aficionado es buena gente" porque ama al toro, y de hecho, le perdona la vida. También aligera ese pesado complejo de que el aficionado a los toros tiene instintos violentos o sanguinarios.


Resulta desconcertante que, recientemente, cierto sector del público que acude a las plazas sale de ellas con mayor grado de satisfacción si ha provocado un indulto. Es decir, que el público se siente mejor y con la moral más reconfortada si pide que se le salve la vida a un toro bravo... o no tan bravo. Ante el aire de los tiempos, parece más ético y sublime ver cómo el toro regresa feliz al campo que contemplar a un torero jugándose la vida para matarlo a carta cabal con su espada y su muleta. Por tanto, el tradicional efecto catártico de la corrida de toros ha cambiado: con el indulto, se acerca peligrosamente a una catarsis vía animal, en vez de humana, pues el público siente más empatía por la vida del toro, en vez de por el valor y hombría del torero. En esto consiste el lado oscuro del indulto que, poco a poco, va carcomiendo la base ética de la corrida que, a la postre, es (y debería seguir siendo) un enfrentamiento feroz entre el toro y el torero, entre el caos y el orden, entre la sombra y la luz.

Uno lee las actuales reseñas taurinas y encuentra más toros indultados que premiados con la vuelta al ruedo, emocionante reconocimiento póstumo a los ejemplares más encastados. Porque no existe mayor gloria para un toro bravo que morir en la plaza ante un público estremecido que siempre guardará su nombre y divisa en la memoria.


Isco, como Raffaella Carrà: rumore, rumore, rumore... / por Juan Manuel Rodríguez



Isco, como Raffaella Carrà: rumore, rumore, rumore...

El Fútbol Club Barcelona emitió ayer por la noche un comunicado oficial desmintiendo haber pedido permiso al Athletic Club de Bilbao para negociar con Ernesto Valverde, tal y como había dicho TV3. Un club grande, y el Barça lo es indiscutiblemente, siempre está expuesto a rumores, pero no suele ser habitual que baje a la arena para desmentir lo dicho por un medio de comunicación. El que ayer lo hiciera el Barça demuestra algo, y es que cuando tiene especial interés en negar algo que piensa que pueda perjudicarle... va y lo hace. Rechaza que haya pedido permiso para negociar con Valverde pero, sin embargo, no niega que haya entablado un primer contacto con el padre de Isco. ¿Por qué no lo hace? ¿Por qué no lo desmiente?... No tiene que ser obligatoriamente porque esa información sea cierta, vale con que el Barça crea que el simple hecho de que se le vincule con Isco le beneficia. La guerra psicológica.

A esto me refiero cuando digo que el Barça está ganando, y por goleada además, la batalla de la comunicación. El agitprop culé ha logrado que cale la idea, más falsa que el beso de Judas, de que los jugones tienen ADN azulgrana. Así, Isco, que es el jugón por excelencia, habría fichado por el Real Madrid por un error de la naturaleza y no habría tenido más minutos porque, jugando como local en el Bernabéu, estaría fuera de su verdadero ambiente, que sería el Camp Nou. El otro día, en El Chiringuito, Jota Jordi insistió en esa teoría del Lobo Carrasco de que los futbolistas que miman al balón, que lo cuidan con esmero, están en el Barça, mientras que el Madrid apuesta por "otra cosa". El argumento no se tiene en pie (Benzema, Modric, James, Asensio...), pero, de tanto repetirlo, ha calado entre algunos aficionados: a Isco le gusta jugarla luego... su equipo debe ser el Barcelona.

Ayer, nada más acabar el partido de la selección nacional contra Israel, Isco dijo que los periodistas inventábamos muchas cosas, que él hablaba sobre el campo y que los rumores eran falsos, pero rumores ha habido de todos los colores: Isco al Barça, al City, reunión con el PSG e, incluso, Isco renovado por el Madrid por otros tres años más. Como el periodista no preguntó por el rumor que más daño le hace al Real, el que vincula al jugador con el Barça, no podemos saber a qué runrún se refería exactamente Isco, si al de Diego Torres en RAC 1 o al de Roberto Gómez en Onda Cero. Pero, entre tanto, el Barça lo deja correr... por si acaso. El jugador lo tenía muy fácil: "No es cierto que mi representante haya hablado con el Barça". No lo dijo. Y es que, aunque pueda parecer imposible de creer, hay ocasiones muy raras en las que también se da el caso de rumores que benefician sorprendentemente al jugador. Isco eligió decidir en junio, y es muy respetable; pero, hasta entonces, le esperan tanto a él como al Real Madrid tres largos e inevitables meses de rumores. Entonces, y sólo entonces, sabremos cuáles eran falsos.

El Toreo: Arte Universal / por Hilario Taboada



Murió la ejemplar Mariantonia, viuda de Curro Fetén / por Juan Miguel Núñez Batlles


El autor de este obituario, Juan Miguel Núñez, Eduardo Mediavilla de la histórica GARME-Gráficas Taurinas, y Curro Fetén / Fallas de Valencia de 1967


Nos ha dejado una mujer ejemplar. Una persona de una extraordinaria y elegante condición humana: María Antonia Esteban, la viuda de Curro Fetén.


Murió la ejemplar Mariantonia , 
viuda de Curro Fetén

Juan Miguel Núñez Batlles
(Emitido en el programa "Clarín" de RNE, el 19 de marzo)
Mujer prudente y, a la vez, vigorosa y eficaz en las tareas indispensables en todas las circunstancias de una figura de la comunicación como fue su marido: el añorado y grande Curro Fetén.

Diecisiete años hoy que se nos fue Curro Fetén. Y el viernes pasado despedíamos a su Mariantonia.

¡Qué dos grandes personajes!

Fue Curro sobre todo un gran aficionado, un hombre culto, conocedor de la historia y la actualidad de su tiempo. Como cronista taurino, su autoridad fue absoluta.

En más de cincuenta años que estuvo en activo, hizo sin interrupción las temporadas de España (con las correspondientes y oportunas incursiones a Francia y Portugal) y América, en las que vivió y contó todos los grandes acontecimientos de las plazas y ferias importantes. Sus tribunas más fuertes las tuvo, aquí en España, en Radio Intercontinental, y en América, en el diario “El Tiempo” de Bogotá.

Su cálido sentido de la amistad, su devoción por la familia, su distinguido gracejo, y la profundidad y rigurosidad de sus conocimientos taurinos, fueron su mejor patrimonio humano y profesional. Algo que al cabo de 17 años seguimos echando de menos.

Un dato: todas las figuras del toreo, empresarios, apoderados y ganaderos, aficionados y hombres de bien, de su tiempo, fueron sus amigos, leales y legales.

Ahora, en este aniversario de su adiós en Valencia, cuando el latigazo del infarto fue certero e implacable con él, en el Hotel Astoria donde se hospedaba para cubrir la feria de Fallas, a Curro (Gonzalo Ángel Luque del Pino, que era su verdadero nombre) lo volvemos a recordar.

Y esta vez también por ese reencuentro que ha tenido hace dos días, encuentro ya definitivo, con su querida esposa, Mariantonia. La mujer imprescindible en su vida, absolutamente amorosa y necesaria por tanta generosidad como dispensó –a él, a Curro- y a quienes también tuvimos la suerte de estar cerca de ellos en muchos encuentros de carácter taurino.

María Antonia y Curro Fetén está ya más vivos que nunca… y para siempre.

Descansen en paz

*********************

Sebastián Palomo Linares y Curro Fetén


En recuerdo de Curro Fetén

Crónica la toma de alternativa de Palomo Linares en Valladolid / 15 de Mayo de 1966

El día 19, el acontecimiento se centró en la toma de alternativa de Palomo Linares en Valladolid, donde cortó cuatro orejas. El padrino, Ostos, también cortó una oreja y dio la vuelta en el cuarto. Mondeño, dos orejas y rabo y ovación.  Esto es lo que les relatamos ese día en nuestra emisión desde Valladolid:


" TRIUNFAL ALTERNATIVA DE PALOMO LINARES QUE CORTA 4 OREJAS Y SALE EN HOMBROS. DOS OREJAS Y RABO PARA MONDEÑO Y OREJA CON PETICION DE OTRA PARA JAIME OSTOS. PADRINO Y TESTIGO TAMBIÉN FUERON PASEADOS A HOMBROS.

Comentario a la corrida de toros celebrada esta tarde en Valladolid, según la manera de ver de Curro Fetén, servidor de ustedes. 19-5-66

En Valladolid, donde se entiende de esto de los toros como en muy pocas ciudades andaluzas, ha tomado esta tarde la alternativa ese pequeño gran torero que es Palomo Linares. Y la ciudad ha vestido sus mejores galas a tono con el acontecimiento taurino que en ella se ofrecía. Por las calles y en los abarrotados tendidos –se puso el cartel de no hay billetes- caras conocidas de aficionados de toda España que naturalmente, no querían perderse el solemne acto de la investidura del crío como matador de toros. 

Ese crío que hasta hace un par de años soñaba con ser un día torero, con ser matador de toros de fuste, con salir del taller donde aprendía el viejo y honrado oficio de remendón. Su alma y su corazón de artista se revelaban y el muchacho no tenía más idea en la cabeza que la de ser torero. Menudearon las escapadas a los tentaderos de la provincia y hoy, por fin, aquel muletilla que asombró a los aficionados en sus primeras actuaciones en Vista Alegre y en su triunfal campaña de novillero después, se hacía matador de toros. Por eso a nadie extraña que en sus ojos despiertos, en su sonrisa de pícaro, en su juvenil rostro brille su desbordante alegría al tomar las armas de manos de Jaime Ostos y ante la presencia de Juan García Mondeño, tras haber asombrado a todos con un toreo a la verónica pletórico de temple y armonía, de gracia y garbo.

Ya es matador de toros el antiguo maletilla –ahí quedó la gran estocada como muestra en el toro que le abrió paso al escalafón superior- Pero antes, Sebastián había toreado, había llevado y traído a su antojo a su enemigo en una faena clásica, honda y pura, impropia de un novel y sí de un matador de toros con muchos años de andar por las cumbres de la gloria y de la fama. Porque torear como ha toreado Palomo es muy difícil, con ese aire, esa pureza, esa hondura y esa verdad. Su sentido del toreo, los muletazos largos, templados, ponían al público en pié. Qué lentitud en el traer y llevar la tela torera, que armonía y gusto en adelantar el engaño, ese suave toque para parar a su enemigo y llevarle lenta y templadamente después. Rematar sin agobios los muletazos, estar colocado siempre a la perfección… Por ello, cuando rodó el de Salustiano Galache de un pinchazo y soberana estocada, la plaza que ya era mediada la labor torera un mar de pañuelos, solicitó y obtuvo las dos orejas en honor del joven torero, que hubo de recorrer entre una apoteosis entusiástica el ruedo.

Y es que el nuevo matador tiene casta. Artista, dominador y con un corazón torero del que hizo gala en el sexto de la tarde. Un toro mansurrón y cobarde que hizo toda la pelea a la defensiva, aplomado hasta tal punto que tuvo Palomo que obligarle a embestir, provocando la arrancada dándole con la rodilla en los pitones. El toro tardeaba pero ante la porfía del diestro, no tenía más remedio que embestir, con genio y aspereza. Pero el nuevo doctor lo llevaba de forma insuperable, ora en pases sobre la derecha, ora al natural, en cuya suerte bordó una veintena de muletazos de asombrosa ejecución, enormes de temple, mando y aguante, que remató con sentidos pases de pecho. 

La plaza entera era un clamor cuando Palomo Linares lió la muleta y arrancó a matar. Nada hizo el toro por él y cobró dos pinchazos. Pero el muchacho debió pensar para su coleto: si el toro no ayuda, tendré que ponerlo yo todo. Y entregándose, sacando a relucir una casta que le llevará a la cumbre del toreo, cobró una estocada entera, de la que salió el toro muerto. 

Aquello fue el delirio. Otras dos orejas y la triunfal salida en hombros en medio de un entusiasmo difícil de describir. Bien puede decirse que Sebastián Palomo Linares, desde el mismo día de su alternativa triunfal, ha quedado calificado como primerísima figura del toreo. Su arte y su sentido torero le avalan..."

ERA NECESARIO / por Antolín Castro


La capacidad creativa y el valor sin aspavientos 
de Roca Rey era necesario

Así que una escoba como la que trae Roca Rey se nos antoja ideal para barrer de tanta pelusa y telarañas el estado actual de la Fiesta. Su frescura, espontaneidad, su variedad, sus ganas, su valor, su entrega sin límites, su capacidad de sorprender, de llenar todo el escenario, supone un aire fresco necesario que se nos estaba haciendo imprescindible.


ERA NECESARIO

Antolín Castro

España
Es evidente el ascenso meteórico del joven diestro peruano Roca Rey. Un ascenso que, sin lugar a dudas, era necesario. 

La irrupción de jóvenes valores en el escalafón de matadores siempre se ha hecho necesaria, pero en los tiempos actuales con más motivo. En el siglo pasado era raro el torero que estaba más de diez temporadas en activo, lo que permitía la regeneración del escalafón de forma espontánea. Ahora, se instalan en el poder las figuras y ahí se quedan como lapas por docenas de años. No es raro ver cumplir más de veinte años de alternativa a todos ellos.

Esa permanencia es en sí misma una mala noticia. Falta renovación y llega uno a cansarse de ver siempre las mismas caras y las mismas maneras repetitivas, y muchas veces simplonas, de torear. Al tiempo se produce una perversión, como es el taponar la salida de gente nueva. Es más, resulta muy pernicioso para la propia tauromaquia, al instalarse y perpetuarse vicios y caprichos durante mucho más tiempo del natural o necesario.

Así que una escoba como la que trae Roca Rey se nos antoja ideal para barrer de tanta pelusa y telarañas el estado actual de la Fiesta. Su frescura, espontaneidad, su variedad, sus ganas, su valor, su entrega sin límites, su capacidad de sorprender, de llenar todo el escenario, supone un aire fresco necesario que se nos estaba haciendo imprescindible.

Ábranse los carteles, dejen paso a los que con la fuerza de la juventud, o las ganas acumuladas durante años de ostracismo, pueden liberar de la asfixia reinante el encorsetado modo en el que transcurre, desde hace años, el devenir de la Fiesta.

Era necesario, y justo, el darle un vuelco a la situación y, además, nos alegramos de que lo pueda hacer un torero del otro lado del charco. Ya está bien de esa hegemonía, en muchos aspectos tan artificial, de que solo los toreros españoles pueden exhibir y controlar, sobre todo controlar, el mando del mundillo taurino.

Junto a la arrolladora juventud de Andrés Roca Rey, otros jóvenes pueden ir empujando a los instalados, así como es refrescante que toreros que ejecutan el mejor toreo, como Curro Díaz o Paco Ureña, grandes olvidados durante muchos años, renueven el escalafón mayor de los toreros.

La indudable escoba de Roca Rey ha de llegar a todos los rincones para que, al menos, la afición pueda darse el gusto de ver caras nuevas y sentir de nuevo la ilusión anquilosada o perdida.

viernes, 24 de marzo de 2017

Baeza celebra el 125 aniversario de su Plaza de Toros / Gran Corrida Extraordinaria del Renacimiento


Cartel de Gráficas MT. Baeza

El Ayuntamiento ha preparado varias actividades que finalizarán el 13 de mayo con una corrida de toros con Morante de la Puebla, Cayetano y Roca Rey


Momento previo a la presentación de las actividades conmemorativas del 125 aniversario de la construcción de la Plaza de Toros de Baeza / Ayuntamiento de Baeza

Baeza celebra el 125 aniversario 
de su Plaza de Toros

Este año se cumplen 125 años de la construcción de la Plaza de Toros de Baeza, uno de los ruedos con más historia de Andalucía. La alcaldesa baezana, Lola Marín, decía que la celebración "le dará un empujón a este producto turístico, atrayendo así a más personas a nuestra ciudad para disfrutar de la cultura del toro y construir turismo a raíz de ese entorno. Para ello, se ha querido celebrar rodeándola de diversas actividades de todo tipo".

Las actividades serán entre abril y mayo y entre ellas destaca una corrida de toros el 13 de mayo con un cartel con Morante de la Puebla, Cayetano y Roca Rey.  Además, se están preparando muchas más actividades que se desarrollarán a lo largo de todo el año, finalizando esta efeméride en diciembre de 2017".

Durante la presentación, junto a la alcaldesa Lola Marín y Santiago Calvo, también han estado el presidente del Círculo Taurino, Manuel Torres, el empresario de la plaza, Alberto García. La primer edil ha adelantado que la programación está integrada "en la historia de Baeza, sus propias particularidades y su carácter renacentista". Charlas, exposiciones de pintura, conciertos, ciclo de conferencias, un pregón taurino, un encuentro con las peñas taurinas de la provincia de Jaén o la feria de ganado entre las actividades a desarrollar.

La historia oculta

Son muchos los hitos de la Baeza taurina que rodean al toro y que resultan totalmente desconocidos para el gran público. Uno de ellos es el inicio del rito del Toro de San Marcos en 1449 que se celebraba en la ciudad con mucho seguimiento de la población o, también, que se corrieron toros cuando estuvo Enrique IV en el municipio. Por ello, se plantea un importante número de actos para celebrar estos 125 años del coso taurino.