la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

miércoles, 31 de mayo de 2017

20ª de San Isidro en Madrid. Mejor hubiera sido irnos a Aranjuez / por J.A. del Moral.


Andy Younes

Me quedé en Madrid para no perderme el debut en Las Ventas del novillero francés Andy Younes. Le descubrí una mañana en Mont de Marsan y cada vez que le vi después me agradó mucho porque el rubito se gustaba toreando con natural facilidad y una elegancia muy distinguida. Ayer le tocó el peor lote de la por todo desigual novillada de Montealto y apenas pudo apuntar muy lejanamente sus virtudes. Del mexicano de Aguas Calientes, Leo Valadez, solamente me interesó con su vistoso y variado capote porque con la muleta es más vasto que un serón. Y del albaceteño Diego Carretero no me interesó nada. Ambos dos quedaron vistos para fatal sentencia por mi parte.


Mejor hubiera sido irnos a Aranjuez

J.A. del Moral· 31/05/2017
Madrid. Plaza de Las Ventas. Martes 30 de mayo de 2017. Vigésima de feria. Tarde amenazante de lluvia que afortunadamente no cayó y dos tercios escasos de entrada.
Seis novillos de Montealto muy desigualmente presentados y de vario juego que, por mal lidiados, empeoraron sus buenas condiciones en distintos grados. Manejable de mayor a menor brío el primero. Blando, noble y tardo el segundo. Bravucón y muy a menos en la muleta el tercero. Noble aunque tardo el cuarto. Mejor por el pitón izquierdo que por el derecho y a menos el quinto. Y muy flojo aunque manejable el sexto.

Leo Valadez (grana y oro): Pinchazo hondo, pinchazo, otro hondo tendido y tres descabellos, aviso y silencio. Estocada perpendicular caída, aviso y silencio.
Diego Carretero (amapola y oro): Pinchazo, feo metisaca, estocada casi entera desprendida y descabello, silencio. Pinchazo y estocada, saludos.
Andy Younes (malva y oro): Estocada perpendicular ladeada resultando empitonado por el fajín hasta romperlo y dos descabellos, palmas. Estocada defectuosa, palmas.

En banderillas destacaron Rafael González, Morenito de Arles, Monje y Valladares.

Los del clavel se fueron a Aranjuez e hicieron bien porque triunfó doblemente El Juli y gustó mucho con un toro Morante. De Pepe Luis, mejor no decir nada porque a su edad debería haberse contentado con torear la primera corrida de su extraña reaparición.


En mis notas sobre el festejo novilleril hay buenas impresiones sobre Valadez con el capote en sus dos novillos – bordó un quite por zapopinas en el cuarto – y paren ustedes de contar porque con la muleta es una vulgar calamidad y con la espada otro tanto. Valadez es de los que no da el paso adelante casi nunca y de templar no hablemos…



Los picadores de Diego Carretero se excedieron en castigar con puyazos muy traseros a sus dos novillos, sobre todo al segundo de la tarde. Sin embargo, llegaron nobles a la muleta. Muy tardo su primero y mejor por el izquierdo que por el derecho el quinto con el que el de Albacete demostró lo bueno que fue el novillo y lo malo que es él. Al final de sus muchos trapazos resultó cogido sin mayores consecuencias que la inoportuna rotura de la taleguilla que le taparon malamente con una toalla. La emoción del percance y la actitud valerosa del novillero español le valieron la única ovación de la tarde.


Andy Younes se templó con el capote en el recibo del tercer novillo y quedó inédito con la muleta por muy mermado que llegó el animal al último tercio. Luego hizo todo lo que pudo aunque sin apenas brillo con la muleta en el sexto. También quedó inédito y a la espera de mejor suerte en las ocasiones que tendrá. El empresario es su apoderado e imagino que en cuanto haya ocasión volverá a las Las Ventas. Younes merece que le vean como es porque ayer no fue ni su sombra.